“Armario. La vida privada del homosexual o el homosexual privado de vida” por Paco Vidarte

“Dejar de ser un armario no es difícil, basta con dejar en el aire estas palabras: Papá, soy un armario.”

“Ser un armario es, en el mejor de los casos, una triste ironía, una paradoja divertida, la contradicción de estar siempre a cuatro patas y ser impenetrable”

(Urri Oriols. “Mobiliario”. De un Plumazo. nº 4) Sigue leyendo